Javier Villa Stein advierte “extorsión” contra el Poder Judicial, El titular de la Sala Penal Permanente de la Corte Suprema, Javier Villa Stein, advierte una permanente intromisión e interferencia en el Poder Judicial por parte de voceros del Gobierno y de una “cofradía caviar” que se ha convertido en un factor de turbulencia y perturbación en la solución de los problemas de este poder del Estado.

Muy a su estilo, el magistrado nos confesó su punto de vista sobre los problemas que el humalismo no ha sabido solucionar.

–Doctor Villa Stein, ¿a qué se debe que permanentemente sea objeto de críticas e intento de recusaciones en los procesos que le competen?
Hay una permanente intromisión e interferencia en la autonomía del Poder Judicial, lo vemos no solo en el caso Fujimori, sino más recientemente con el tema de la concentración de medios, donde el asunto se ventila en el Poder Judicial y sin embargo en el asunto ha aparecido un personaje, ex ministro del régimen (Juan Jiménez Mayor, actual representante ante la OEA), pidiendo una opinión consultiva de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, con lo que terminaríamos entendiendo que la Corte es un Amicus curiae, o amigo de una de las partes. En consecuencia, lo que se quiere con esta opinión consultiva es presionar al Poder Judicial para una solución favorable de este problema.
Además, este mismo personaje dice que lo hace para enriquecer el debate, entonces la pregunta es la siguiente: ¿También quiso enriquecer el debate cuando metió su “cuchara” en los asuntos de la jueza Rojjasi por el caso Chavín de Huántar? ¿También cuando quiso tirarse abajo la sentencia del caso Barrios Altos?
Sin duda, es una clarísima interferencia por parte de estos personajes en la independencia del Poder Judicial, para conseguir que se les dé la razón, de lo contrario arman un tinglado y una campaña de desprestigio al juez. Es decir, se está cayendo en situaciones extorsivas, o hacen lo que ellos quieren o te demuelen, y para ello se valen de diversos medios, algunos de prensa.

–En su opinión, ¿existe una concentración de medios en el Perú?
No puedo pronunciarme ni dar opinión sobre esa materia porque se está ventilando en el Poder Judicial. Yo particularmente tengo un gran y militante respeto por la libertad de expresión y libertad de prensa. Me he fajado aquí mismo en el seno del Poder Judicial cuando se ha pretendido elaborar una ley de la mordaza, de modo que aún la prensa más hostil para conmigo merece mi respeto y no debe ser tocada, atacada, ni perseguida, esa es mi línea de principio.

–¿La presión viene directamente por parte del Gobierno?
En este caso hay una coincidencia entre el señor Jiménez con las declaraciones que ha dado en diversas oportunidades el presidente de la República (Ollanta Humala), con lo que él llama la concentración de medios.

–Pero el señor Jiménez ha sido parte del Gobierno y muy amigo del régimen…
Es clarísimo, es su altoparlante, su vocero.

–¿En otros temas también han querido presionar?
Bueno, lo vimos claramente en el caso de la juez Rojjasi por el caso Chavín de Huántar, en la que se reunieron personalidades del Gobierno para presionar en determinado sentido. Lo vimos en el caso Barrios Altos, en el que se metió la ministra Rivas, el señor Jiménez, la señora Nadine, para intervenir y tirarse abajo la sentencia. Entonces sí hay una actitud en ese sentido. Cuando por ahí han declarado que no es así, yo le digo frontalmente que sí es así. Hay vocación de meter su cuchara cuando no salen las cosas como les gusta.

“No hay un real liderazgo contra la inseguridad”
–¿Cree que el Gobierno ha fracasado en lo que respecta a seguridad ciudadana?
El tema de la seguridad ciudadana se ha convertido en un epígrafe, no se está haciendo nada para resolver o siquiera aproximar una solución o un enfrentamiento a la seguridad ciudadana. El Estado y el presidente de la República, quien se comprometió públicamente a asumir ese liderazgo, han fracasado y no tienen un real liderazgo para solucionar este problema en el Perú.
Para comenzar no quieren que intervenga el Ejército en el Vraem y le han dado la espalda a la Ley Tubino, quieren desarmar al ciudadano con el viejo truco que el ciudadano no debe hacer autodefensa.
En el Poder Judicial estamos actuando, pero la legislación consiente la violencia en el Perú. El Estado debe tomar medidas integrales, y esto no solo se resuelve con reuniones y comisiones. Es un tema para tomar acción y no solo la policía es parte de la solución, también lo es el Ministerio Público, a quien hay que fortalecer con laboratorios y una pluralidad de elementos que le permitan cumplir mejor con su trabajo.

afc578b8-c278-442f-a24c-c330ebb18339

Compartir ahora es fácil... hazlo ya!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*