Jurista considera que con declaraciones de empresarios brasileños hay indicios suficientes para que Alan García sea citado y enviado a la cárcel. Fiscalía debe pedir su prisión preventiva ya.

El jurista Guillermo Olivera Díaz consideró que con las declaraciones de los empresarios brasileños sobre sus relaciones con Alan García la Fiscalía ya tiene los elementos suficientes para traer al último presidente aprista al Perú y pedir su prisión preventiva.

De esta forma comentó la información difundida por el portal “Ojo Público” que reveló que tres implicados en el caso en Brasil, dos de ellos altos ejecutivos de empresas y un ex primer ministro de Lula da Silva, dijeron que Alan García era para ellos un contacto obligado para lograr negocios durante el segundo gobierno aprista.

Las declaraciones formuladas ante el juez Sergio Moro entre fines del 2015 e inicios del 2016, son las de José Antunes Sobrinho (Engevix), Gilberto de Azevedo Branco Valentim (Galvão Engenharia) y el ex primer ministro de Brasil José Dirceu.

ELEMENTOS SUFICIENTES
Al respecto Olivera Díaz explicó que García tiene una investigación abierta e incluso hay un pedido para levantar su secreto bancario y hay una larga lista de indicios que apuntan a su responsabilidad en los negociados que han realizado las empresas brasileñas en el Perú.

Explicó que con las tres declaraciones hay suficientes elementos de juicio para que el fiscal pueda pedir prisión preventiva, pero antes de eso deben citarlo para traerlo de España y explique no solo las relaciones con los empresarios que lo han delatado, sino también que precise lo tratado con Marcelo Odebrecht y Jorge Barata en las reuniones que han sostenido tanto en Lima como en Brasil.

“Deben citarlo para que amplíe sus declaraciones, cuando llegue al Perú debe dictársele impedimento de salida y después pedir la prisión preventiva. Ese es el orden con el que debe actuar la Fiscalía”, declaró el exmagistrado al diario UNO.

Sostuvo que en el caso de García la justicia debe actuar con un principio de igualdad respecto a Alejandro Toledo y Ollanta Humala. “En el caso de Toledo ya tiene prisión preventiva y a Humala lo más probable es que muy pronto le den prisión preventiva por los audios sobre el caso de Madre Mía”, refirió.

Olivera Díaz dijo que “lo mismo debe pasar con Alan García y con eso vamos a tener tres expresidentes con prisión preventiva. De esta forma la justicia puede hacer un desagravio al país por la corrupción que se ha instaurado durante esos tres gobiernos”.

FISCALÍA Y CONGRESO
Al conocerse las declaraciones de los empresarios brasileños, el fiscal anticorrupción Hamilton Castro informó que a través de la Unidad de Cooperación Judicial Internacional de la Fiscalía iniciará los trámites para solicitar a la Fiscalía y la Policía de Brasil todos los documentos que relacionan al expresidente Alan García con el Caso Lava Jato.

La fujimorista Rosa María Bartra, presidenta de la Comisión Lava Jato, dijo que citarán al líder aprista para que aclare los supuestos vínculos con las empresas brasileñas que operaron en el Perú durante su gobierno.

“Que Alan García va a ser citado, qué duda cabe. Va a ser citado de todas maneras. Esperemos que responda con la verdad”, manifestó.

CELERIDAD
La congresista Marisa Glave, de Nuevo Perú-Frente Amplio, sostuvo que la Fiscalía debe actuar con mayor celeridad y el expresidente García no debe esperar que lo citen para regresar al país.

Añadió que la situación de García depende de la Fiscalía que debe actuar con prisa para investigar a los implicados, que a su vez deben colaborar con la justicia y los que están fuera deben regresar para no generar sospechas.

Richard Arce, parlamentario de Nuevo Perú, dijo que Alan García debe regresar de inmediato de España para que se defienda y deje de estar enviando tuits y culpando a los políticos de sus problemas con la justicia.

Recordó que las informaciones vienen de Brasil y así como se ha implicado a otros expresidentes como Toledo y Humala, “ahora es el turno de García y en vez de estar quejándose debe dar la cara”.

NO HAY PERSECUCIÓN
El congresista Víctor Andrés García Belaunde sostuvo que Alan debe ser citado por la Comisión Lava Jato y la Fiscalía debe profundizar sus investigaciones. Asimismo negó una persecución política.

“No son sus enemigos en Perú los que lo han involucrado como él dice. Son sus amigos de Brasil los que están vinculándolo. Son sus amigos que dicen que fue pieza clave. Sus enemigos no han creado la noticia. Eso viene de Brasil. Son cosas nuevas, confesiones de sus amigos de Brasil”, comentó.

INDICIOS SUFICIENTES
Para el congresista Yonhy Lescano existen evidencias suficientes para que la Comisión Lava Jato y la Fiscalía citen al exgobernante aprista, pues “hay una larga lista de indicios que apuntan a la responsabilidad de García”.

“Es hora que explique ante las autoridades judiciales sus reuniones con Odebrecht, con Barata y también con los empresarios brasileños. También debe aclarar si es que las iniciales AG se refieren a él”, añadió.

La fujimorista Lourdes Alcorta comentó que todos los implicados deben ser investigados sin excepción y lo mejor que puede hacer el expresidente García es colaborar con la justicia y eso implica regresar al país en vez de estar enviando audios y mensajes por internet tratando de desacreditar las acusaciones en su contra.

ALGO MÁS
La congresista de Alianza Para el Progreso Gloria Montenegro dijo que sobre Alan García no solo debe dictarse prisión preventiva, sino que debería ser condenado por la justicia.

Compartir ahora es fácil... hazlo ya!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*