Plan de Desarrollo Urbano y Rural (PDUR) Moquegua-Samegua al 2023, no será aprobado hasta que se levanten todas las observaciones que existen al documento. Este fue el acuerdo tomado ayer en sesión de concejo de la municipalidad provincial de Mariscal Nieto. Ocho regidores apoyaron la propuesta, mientras que la única que solicitó no se votará la aprobación de los planes, fue Sandra Gonzales. Los regidores justificaron su decisión en que era necesario otorgar un nuevo plazo de 30 días al consultor Walter Ruiz (que elabora el plan), para que en este tiempo subsane las observaciones. Entre las entidades que realizaron cuestionamientos está el Colegio de Arquitectos y la Dirección de Ordenamiento Territorial del Ministerio de Vivienda. El cuestionamiento parte desde el nombre del plan, que no está contenido en ninguno de los niveles que establece el Decreto Supremo 004-2011-Vivienda, que regula la elaboración de planes. Asimismo se observa que la propuesta carece de un modelo de desarrollo urbano, ya que no existe claridad, por ejemplo, en definir las clasificación de los suelos de la provincia. Tampoco existe coherencia en demanda de viviendas nuevas, para los próximos años, entre otros puntos.

El regidor Óscar Vilca refiere que no se puede avalar un plan que no se ajusta a la realidad. Por su parte, la concejal Piedad Peñaranda, sostiene que no se respetan zonas destinadas para áreas verdes. Sobre las críticas al plan, el alcalde Alberto Coayla afirmó que todo documento es perfeccionable.imagen-m-concejo-provincial-de-mariscal-nieto

Compartir ahora es fácil... hazlo ya!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.